Actualidad

27 / 08 / 2019

Ministro de Agricultura destaca que las cerezas desplazaron a las manzanas como la especie frutícola con mayor superficie plantada en el Maule

Actualidad

Además, su producción se encuentra en el tercer lugar a nivel nacional con un crecimiento del 56,7% en tres años y en materia de exportaciones, esta fruta se transformó, en términos de valor en la más importante del país, superando a la uva de mesa por primera vez.

Santiago, 26 de agosto de 2019.- “La fruticultura ya llega a más de 340 mil hectáreas plantadas en nuestro país y tenemos sorpresas, como algunas regiones aumentan significativamente sus plantaciones, así, vemos como el cerezo ha aumentado en forma muy importante sus plantaciones, así como el arándano y los avellanos europeos”, con estas palabras, el Ministro de Agricultura, Antonio Walker, destacó la actualización regional de las cifras del Catastro Frutícola 2019, trabajo que realiza el Centro de Información de Recursos Naturales (CIREN) cada tres años en conjunto con la Oficina de Estudios y Políticas Agrarias (ODEPA).

“Este crecimiento tiene relación con las aperturas de mercado, siempre tenemos que estar abriendo puertas. Por ejemplo, cada producto que entra a China, son miles de hectáreas que se plantan en Chile y en este catastro frutícola es una prueba de eso”, agregó el Ministro Walker.

En la edición 2019 del catastro frutícola, entregado en el marco de la Expo Chile Agrícola que se desarrolla en el mercado Lo Valledor, el mayor avance lo registró la región del Maule, que continúa siendo, tras O’Higgins, la segunda región más importante en producción frutícola nacional. La gran revelación fue el crecimiento del cerezo que solo en el Maule aumentó un 58,6%, es decir, cerca de 6.525 hectáreas. En el caso del manzano rojo, éste disminuyó en un 10%.

En la ocasión, el Ministro Walker y el Subsecretario Alfonso Vargas, junto a los directores del CIREN y de ODEPA, Félix Viveros y María Emilia Undurraga, entregaron la actualización de las regiones de Arica y Parinacota; Tarapacá; Maule; Ñuble; Biobío; La Araucanía; Los Ríos; Los Lagos; y Aysén. En general, la superficie frutal plantada en las 9 regiones donde se realizó el estudio creció un 21,5% entre el año 2016 y 2019, alcanzando las 118.839 hectáreas.

En este sentido, la fruticultura presentó una importante alza en todas las regiones del sur en relación con el catastro anterior realizado en el año 2016:  Región de Los Lagos 68,7%, Los Ríos 47,7%, Biobío 40,8%, La Araucanía 37,1%, Ñuble 31,1%, Maule 14,7% y Aysén 13,1%.

Variaciones por especies

Una variación positiva fue también lo que presentó el avellano que a nivel nacional aumentó un 86,4%. En el caso de la región del Ñuble, la cifra se disparó, triplicando lo observado en el año 2016, aumentando de 759 a 2.944 hectáreas. Este crecimiento se observó también en la Araucanía con un incremento del 58,7%, Maule 70,43% y Los Ríos 148,9%. Los arándanos por su parte se presentan como la principal especie en las regiones de Ñuble, Biobío, Los Ríos y Los Lagos, con un crecimiento promedio en todas las regiones del orden 12,6 %.

El Director Ejecutivo de CIREN, Félix Viveros dijo que, “claramente lo que hemos podido observar es que producto del cambio climático la barrera frutícola se ha corrido hacia el sur. La zona centro sur del país y en particular la región del Maule, tienen un potencial importante de crecimiento, pues aún son lugares, con un estrés hídrico moderado, pero que de igual modo requieren planificar a mediano y largo plazo la reconversión y diversificación de cultivos”.

El año 2018 se exportaron 2,94 millones de toneladas de fruta fresca, equivalentes a $5.700 millones de dólares FOB. Según información de Trademap, Chile es líder en exportaciones de uvas, cerezas, arándanos, y ciruelas en el segmento de las frutas frescas.

“Esta información regional actualizada permite dar señales de las tendencias de la fruticultura, grado de recambio de especies y variedades, de las necesidades de empleo sectorial, uso del recurso hídrico e insumos para el sector frutícola, entre otras” agregó María Emilia Undurraga, Directora Nacional de ODEPA.

En el caso de la zona norte, se observó una leve disminución de la superficie frutal regional que en el caso de Arica y Parinacota fue de 4,4% y Tarapacá 2,9%. Al igual que hace tres años, el olivo y mango siguen siendo las especies más plantadas.

Importante es señalar que el 62% de la superficie de estas 9 regiones se encuentra bajo riego por goteo con un crecimiento de este método de un 49,8%.

El Catastro Frutícola es una completa radiografía sobre el desarrollo de la industria y los cultivos, con datos sobre las diferentes especies y variedades, la superficie de frutales por método de riego, la producción y su destino, además de información sobre la capacidad instalada de infraestructura y agroindustria en la región. Cada tres años la información regional se actualiza, tomando como muestra, todas aquellas plantaciones frutales con una superficie igual o mayor a 0,5 hectáreas.

Facebooktwitterlinkedinmail
CONTACTO